La crisis de ansiedad, una enfermedad en expansión

ataque de panico

crisis de ansiedad o el ataque de panico


Se pueden presentar por sorpresa y no siempre como reacción a un acontecimiento concreto, como una mala noticia o un episodio de estrés laboral, sino debido a una ansiedad de fondo o difusa. Son tan repentinas e intensas, que se pueden confundir con un ataque al corazón.




El problema de esta situación es que no siempre le damos toda la importancia que requiere. Muchas personas piensan que la crisis de ansiedad es una tontería; es más, en el momento en el que detectan que una persona la tienen, quizá no hacen todo lo que esté en su mano para conseguir que ellas las puedan sobrellevar de la mejor manera posible.
Como ya te hemos comentado anteriormente, puede ser tan grave que pueda llegar a producir un ataque al corazón y, por ende, la muerte de la propia persona que la experimenta.
Por esta razón hemos preparado una lista de características principales de la crisis de ansiedad así como algunos consejos que te van a venir estupendamente en el momento en el que tengas que controlarla.

Todo lo que tienes que saber sobre las crisis de ansiedad

1 DIEZ MINUTOS

Las crisis de ansiedad suelen remitir solas, al cabo de unos 10 minutos. Sin embargo, pueden durar entre 5 y 30. Cuando la víctima este teniendo alguna, lo pasa mal pero al menos sabe que el susto acabará en un rato.
Pero la primera vez no es raro que acuda al hospital, persuadida de que sufre un infarto. Si ha tenido más de una, coméntelo con su médico.
No tengas miedo en ir al hospital si tienes una crisis de ansiedad. Nunca se sabe hasta qué punto de gravedad puede llegar por lo que una visita al hospital, aunque sea innecesaria, puede llegar a salvarte la vida

2 MIEDO Y AHOGO

Los síntomas suelen combinar temor intenso con palpitaciones, opresión en el pecho, sensación de asfixia e incapacidad para tragar, mareos, hormigueos…




Muchos de los síntomas físicos se deben a la hiperventilación que causa respirar de forma superficial y acelerada. Aunque parezca imposible, lo que tenemos que hacer es intentar tranquilizarnos al máximo.
Si te has agobiado ante la presencia de un problema que parece no tener solución, ha llegado la hora de pensar en otra cosa, de tranquilizarse y solamente tener pensamientos buenos. Intenta encontrar una buena forma para relajarte y estos problemas serán historia.

3 RESPIRE DENTRO DE UNA BOLSA

Restablecer una respiración normal es necesario para aliviar los síntomas físicos de la crisis. La hiperventilación hace que haya demasiado oxígeno en su sangre. Al respirar durante uno o dos minutos dentro de una bolsa, preferentemente de papel, el aire estará más cargado y le ayudará a recuperar unos niveles normales de C02

4 BAJE EL RITMO

Trate de respirar más despacio y con ritmo, contando interiormente. Tómese, por ejemplo, 7 segundos para inspirar y 11 para espirar.

Son consejos básicos, si, pero te pueden llegar a salvar la vida en el momento en el que tengas me crisis de ansiedad. Así que añade este artículo a favoritos porque nunca sabes cuándo puede hacerte falta.

Leave a Reply

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE